lunes, 2 de septiembre de 2013

El bombazo: ya sabemos quién fruncirá en el cine

Antes de nada, estoy a esto de hacer una nueva etiqueta llamada El Grey. Si Elora tuvo la idea de poner una con el sugerente nombre de El arte de fruncir, creo que yo debo hacer algo por el estilo. Y es que, antes que este post, tenía otro en mente en el que de nuevo saldría el señor Grey, que Dios lo confunda. Pero la actualidad manda y hoy hay que hablar, por fin, de quiénes han sido los elegidos para encarnar a los protagonistas en la gran pantalla. De nuevo tengo que referirme a las casualidades que envuelven mi relación con este macho que no hace el amor, sino que "folla duro". Pero no adelantemos acontecimientos.

No son ellos, no se hagan ilusiones
Vamos a darle un poquillo de misterio a la cosa, pero poco, que a esta alturas, hasta mi madre sabrá los actores escogidos para desempeñar los papeles protagonistas. Los de la foto de arriba, Alexis Bledel y Matt Bomer, eran los mejores candidatos para ello. Empezó después a hablarse de Emilia Clarke, Daenerys de Juego de Tronos, y menos mal que no será ella, porque no le pega para nada. Entonces se comentaba que se prefería la elección de actores desconocidos. Para ella salían chicas que he de reconocer que no sé quiénes eran. Entre las posibles Anastasias sonó el nombre de Dakota Johnson, a la que sí conocía porque sabía que es hija de Don Johnson y Melanie Griffith, pero no la he visto actuar en mi vida. Vista en fotos, no pega mucho, a no ser que le dejen el pelo oscuro, porque de rubia parece una señora de esas que E.L. James llama "viejas", es decir, un tía de mi quinta. De todas formas, la chica es mona, ha sacado bastante parecido al padre, cosa que es de agradecer. El caso es que la noticia ha saltado esta tarde y aquí tenemos a la pava de Anastasia Steele.

En qué me he visto de encontrara con el pelo castaño

Ahora viene el trueno gordo. Como en los buenos castillos de fuegos artificiales, se ha dejado caer para el final. Mientras estaba tan tranquila en yoga, Twitter y Facebook ardían por la noticia: fumata con aroma a helado de cocido, habemus Grey. Para mí, Grey siempre será Matt Bomer, me da igual a quien han elegido finalmente y de esto trata este post. Mi querida y ya citada Elora escribió un post sobre los candidatos y había mucho maromaje insulto, petardo, desconocido y hasta feo. Grey es Apolo, ya lo saben, y Matt Bomer está ahí ahí de ser un dios griego (eso sólo lo alcanza Henry Cavill). Digamos que este actor es un Adonis y el papel le iba como anillo al dedo. Se dice, se cuenta, se rumorea, que no era elegido porque, agárrense al asiento, es gay en la vida real. Para mear y no echar gota. ¿Es que todos los papeles de homosexual que se han interpretado en el cine los hizo un actor gay? Ah, no, para eso están los grandes reconocimientos y los premios, como el de Tom Hanks por hacer de gay enfermo de SIDA en Philadelphia. La tontá del siglo, pero ya sabemos de qué van los Oscars.

Ahora viene la parte graciosa: el elegido ha sido Charlie Hunnam. Sí, sí, han leído bien: Charlie Hunnam. ¿Cómo? ¿Que no saben quién eeeeeeees? ¡Imposible! Aquí está la casualidad a la que me refería al principio, porque el nombre de este actor salió en el primer post que escribí sobre la trilogía, cuando comparaba a Grey con Stuart Alan Jones. ¿No lo recuerdan? Sí, el niñato al que Stuart desvirgaba en el primer capítulo de Queer as Folk. Venga, pongo foto para refrescarles la memoria.

Nathan Maloney, un bollycao para Stuart
¿No es algo paradójico? Charlie Hunnam se dio a conocer por hacer de gay siendo heterosexual, como el resto del reparto, y a Bomer lo rechazan porque siendo gay no puede interpretar a un devorador de mujeres. Pero vamos a ver, ¿no es actor? ¿Acaso no nos prendaba Rock Hudson en sus películas con Doris Day, donde solía hacer de conquistador y mujeriego? Es que es para alucinar. 

Bueno, fruncir ceño sabe y eso es esencial


Pero cambiemos de tercio y hablemos de lo que me parece la elección. Sinceramente, para que hubieran puesto a Ian Somerhalder, a Chris Evans o a Ryan Goslin, pues prefiero a éste. No es el tipo de guapo que requiere el personaje, quizás mantiene un aire aniñado y tendrán que tintarle el pelo, pero me parece más razonablemente guaperas para ser Grey que los otros. Me resulta hasta entrañable ver cómo el tierno adolescente de quince años que Stuart se pasa por la piedra haya llegado a ser un machote dominante. Qué cosas. Por otra parte, nadie le va a negar a Charlie tener valor para hacer cierto tipo de escenas. Con apenas diecinueve años lo vimos practicando sexo de una forma bastante explícita con mi Aidan Gillen y, por lo que me cuentan, en Sons of Anarchy no tiene problemas para mostrarse como su madre lo trajo al mundo. Esperemos que esta decisión no empañe su carrera. 


7 comentarios:

Kahlan89 dijo...

Como ya he comentado mil veces. Matt es Grey. Pero, ya tenía asumido que no iba a ser elegido. Y debo decir, que Charlie me encanta para Grey. Está bueno, sabe fruncir ceño, voz y mirada pornil; y, además buen actor.

El único problema que le veo a Charlie es que voy a esperar que de un momento a otro aparezca Stuart Alan Jones látigo en mano. xDDD

Coincido contigo, Athena, en que me hubiera resultado horrible ver a un niñato de Grey (Pettyfer por ejemplo).

Sobre Anastasia...me da un poco igual. Mientras no sea la Intensa me vale.

Elora dijo...

De lioso nada, ¡lo has escrito todo muy bien!

Ay, ojalá los elegidos hubieran sido los de la primera foto... yo desde luego me los imagino así, tanto al Grey como a la Steele.

Pero ya sabía yo que tanta perfección maromial (véase a Bomer) no iba a ser posible porque claro, es gay. Un razonamiento que rompe barreras.

Aunque como dices, dentro de los supuestos candidatos, no está del todo mal. Aunque espero que le tiñan el pelo è_é

Y ella la verdad es que me da un poco igual xD

Athena dijo...

Si saliera Stuart, desaparecía Grey y todo su tiobuenismo. Stuart se comería la pantalla sólo con sonreír. ¿Te imaginas poder verlo en pantalla grande, en esos primeros planos del final de la primera temporada? Creo que ahí sí que me tenían que poner la inyección de adrenalina è.é

Athena dijo...

Hemos comentado al mismo tiempo, Elora. Y veo que coincidimos todas bastante. Aunque la Anastasia nos da igual, era de justicia ponerla también :)

vintagechoes dijo...

Yo también iba mentalizada ya de que ni Matt Bomer ni Henry Cavill fuesen a acabar convirtiéndose en Grey, y aunque en mi mente seguirán viniendo sus rostros, debo decir que esta elección final me ha parecido muy buena. Charlie no será quizás un Adonis, pero como comentaba antes reúne unas cualidades que sí lo convierten en candidato perfecto (cuerpazo de escándalo, mirada penetrante y ceño fruncido, voz pornil...). Antes prefiero verlo a él que a cualquier otro paleto de turno hollywoodiense...

Esperemos que la adaptación sea medianamente decente y que favorezca y no hunda la carrera de sus protagonistas. Hay que echarle valor para escoger unos papeles tan controvertidos, esperemos que el tiro no les salga por la culata, sobre todo a Charlie.

Respecto a Anastasia esta chica es bastante mona y también me alegro de que no hayan puesto a la Intensa, prefiero no vincularla con esta trilogía que ya bastante dosis tenemos con ella en GoT, jajaja :)

Un beso Athena.

Athena dijo...

Gracias por comentar, vintage :) Yo agradezco que Henry ni lo haya olido, pero lo de Bomer es realmente una pena, porque es él absolutamente.

Ahora tenemos muchos meses que esperar y luego verla y comentar. Lo que me espera...

vintagechoes dijo...

En muchas entrevistas y comentarios con Henry no lo veía muy interesado por el papel, y ahora que está inmerso en la piel de Superman ya sabía que de seguro no iba a ser él. Por Matt sí que es una pena que no lo cogieran, físicamente es Grey a la perfección, pero seguro que Charlie no nos va a defraudar.

Suerte que por el camino nos quedan mil y un suministros más para hacer la espera llevadera. Ya veremos cómo resulta todo y a ver si no hacen un estropicio con el guión, que de por sí la historia ya es bastante desastrosa.

Besitos ^^