martes, 16 de febrero de 2010

Canas en la era de la comunicación

Desde hace una semana, me ha dado por buscarme canas. Hay dos que tengo localizadas y, manías mías, me gusta arrancarlas para verlas. Siempre le digo a mahn que cada cana que tengo es algún disgusto que me ha dado con un viaje de los suyos. Por eso estoy segura de que esta noche me han salido dos o tres más.
En plena era de las comunicaciones, no me han llegado dos mensajes que el bueno de mahn me ha enviado cuando ha llegado a Albany y a Williamstown respectivamente. Imaginen la situación: su último sms ha sido a eso de la una y media de la mañana y en él decía que embarcaba para Albany. A las cinco me he despertado y ni rastro de noticias de mahn. Me he decidido a llamar a su móvil y ha contestado sorprendido, porque me había escrito dos mensajes. Y yo con los nervios de punta. Pues eso: unas canas más que he ganado.

5 comentarios:

Oliver dijo...

UUUUUyyyyyyyy!!!! el tema de las canas me ha llegado.
Yo también he descubierto alguna, sobre todo en la barba, me parece fatal. Hay tinte para la barba?
Las mujeres lo tienen más fácil a la hora de teñirse:más marcas, más colores....

Athena dijo...

Hombre, lo mío no es como para empezar a tintarme el pelo. Dos canas escondidas tras las orejas no son demasiadas, teniendo en cuenta que ya he cumplido treinta y cinco años.

Y sí: hay tintes para la barba :)

Nictea dijo...

Yo tengo tres :)

Javier Castro dijo...

Mientras el pelo blanco esté en la cabeza y no saliendo de los agujeros de la nariz o de las orejas está todo más o menos bajo control. No preocuparse.

Tigretón dijo...

A mí me están saliendo en plan Felipe González en sus carteles electorales del 82 (laterales, encima de las patillas). Bueno, y alguna más. Es lo que tiene trabajar en la "capi". En Bullas no tomaba tanto disgusto...