miércoles, 26 de mayo de 2010

Las casualidades de la vida

En Lost, la casualidad está muy presente. La gente que monta en el vuelo 815 de las aerolíneas Oceanic tenía que estar ahí...

En diciembre llegué, por casualidad (cómo no) a un foro llamado Historias de Época, y así lo conté aquí. Desde ese momento he estado enganchada a él, he conocido a gente estupenda y he descubierto series y películas que no conocía. A partir de los musicales Jane Eyre y A tale of two cities, comencé a intercambiar privados y emails con una de las foreras. Este fin de semana, debido a que el foro estuvo cerrado por problemas de mantenimiento, la ida y venida de emails ha sido vertiginosa y muy divertida. Hasta aquí todo normal, y seguro que estarán preguntándose a qué cuento viene esto y la frase de inicio aludiendo a Lost. Pues les explico: en uno de los correos de hoy, le he dicho a esta persona que me llamara por mi nombre, pero ella prefería seguir llamándome Athena. Le he comentado que tenía un blog en el que la foto de perfil es un busto de Atenea de perfil, claro... y resulta que ella ya había estado por aquí. Recordaba el diseño del blog, la foto del busto, el post sobre mac... Me ha dicho que iba a añadirme a favoritos, pero se le pasó y ya no volvió a dar con mi blog, hasta hoy.

¿Me tiene que gustar o no me tiene que gustar Lost?

4 comentarios:

CHARI dijo...

Seguramente esa persona crea en las casualidades y en muchas otras cosas procediendo como procede de tierras de meigas.

Athena dijo...

Va a ser que sí, querida CHARI, va a ser que sí :)

Y bienvenida a este humilde blog.

Nictea dijo...

Bonita historia ;)

Mary Rose dijo...

Una de las cosas más bonitas de la vida es el azar... sino... que aburrido.